Toldos para piscinas: disfruta del verano con seguridad y comodidad

Muchas personas desconocen la existencia de toldos para piscinas y menos aún las múltiples ventajas de todo tipo que supone este material.

En Textil Agrícola vamos a dedicar hoy este espacio a dar luz y conocimiento acerca de estos materiales que no sólo revertirán en la conservación y cuidado de la piscina sino en otros muchos aspectos como el ahorro y la seguridad.

Las múltiples ventajas de usar toldos para piscinas.

La llegada del verano y el buen tiempo nos hace poner a punto un elemento importante que ayuda a sofocar los meses de calor: la piscina.

Ya sean particulares, de comunidades de propietarios, clubes sociales, centros educativos o espacios deportivos, las piscinas que están al exterior sufren durante los meses de otoño e invierno los estragos de las inclemencias del tiempo y de la inactividad.

Sin embargo, cubrirlas con un toldo de protección es una gran opción que aporta innumerables ventajas de las que ahora mismo vamos a dar cuenta:

  • Aunque el agua se someta a tratamientos de mantenimiento de PH, cloro, etc para que no se deteriore, lo que si es cierto es que la diaria y casi constante depuración del agua a la que se somete en verano es por contra casi inexistente durante el parón invernal. Ello implica que caigan hojas, basura que empuja el viento, polvo, tierra, etc. Si cubrimos la piscina con un toldo, evitaremos en hasta un 95% esta circunstancia por lo que la limpieza y puesta a punto de esta será más rápida, fácil y menos costosa.
  • Si la mantenemos cubierta podríamos tenerla prácticamente dispuesta para su uso en aquellos casos en los que el calor se adelante a las fechas habituales y se nos presente la oportunidad de organizar un día de baño casi sobre la marcha. Ello nos ayuda por tanto a aumentar los días de uso de la piscina cuando el tiempo y las ganas acompañen.
  • La temperatura de la piscina será, gracias a estar cubierta, otro factor a su favor. Si nos decidimos a usarla fura de los momentos propios del verano la temperatura del agua será bastante superior que estando descubierta, por lo que podremos prescindir de otros sistemas de calentamiento de agua o alargar los días de uso de la temporada a pesar de la climatología exterior.
  • La evaporación de agua durante el verano también es un factor que incide en el gasto para reponer los niveles óptimos de la piscina. Si la cubrimos durante las horas en las que no se vaya a usar o durante los días que nos ausentemos en vacaciones por estar de viaje o en otro lugar haciendo turismo, evitaremos la pérdida de litros que posteriormente habría que reponer. Es un gesto de conciencia medioambiental y de ahorro en la factura del agua.
  • La seguridad es otro gran de talle a tener en cuenta. En aquellas piscinas en las que haya presencia de niños pequeños que no saben nadar o de mascotas que no puedan defenderse ante una posible inmersión, es determinante el uso de los toldos ya que evitaremos que se acaben sumergiendo ante una posible caída o descuido.

En Textil Agrícola sabemos de la importancia de los toldos para piscinas y por eso asesoramos a nuestros clientes en la confección de los mismos si quieren aportar rentabilidad, confort y seguridad a su piscina.

Ir al contenido Click to listen highlighted text!